NEVADAS Y DESABASTO ENERGÉTICO: Ted Cruz sale de vacaciones a Cancún en plena crisis de Texas

  • El senador republicano fue severamente criticado por irse de vacaciones pese a la situación a la que se enfrenta su estado

Redacción/PDC

CANCÚN.- El senador del estado de Texas, Ted Cruz, se encuentra inmerso en la polémica, esto luego de que decidiera viajar a Cancún, Quintana Roo mientras su estado se enfrenta a las bajas temperaturas, la falta de energía eléctrica y problemas de escasez de agua.

Las críticas en su contra se dieron tras la divulgación de unas fotografías en las que se puede ver al legislador republicano en el aeropuerto de Houston abordando un avión con dirección a la famosa playa del Caribe mexicano.

De acuerdo con una fuente anónima, Cruz tenía junto a su familia un viaje planificado desde hace varios meses a Cancún, por lo que pese a la situación que vive Texas decidió seguir con sus planes y emprender su vuelo a la Riviera Maya.

¿Qué dijo Ted Cruz?

Tras la polémica, el legislador de 50 años de edad emitió un comunicado en el que explicó que pese a su viaje nunca dejó sus responsabilidades a un lado.

“Con la escuela cancelada durante la semana, nuestras niñas pidieron hacer un viaje con amigos. Queriendo ser un buen padre, volé con ellos anoche y regresaré esta tarde. Mi personal y yo estamos en constante comunicación con los líderes estatales y locales para llegar al fondo de lo que sucedió en Texas”, señaló.

El viaje del considerado como aspirante a la presidencia en 2021 ocasionó una serie de ataques en su contra por parte de críticos y demócratas quienes unieron sus voces para exigir su renuncia.

“Cruz es emblemático de lo que el Partido Republicano de Texas y sus líderes se han convertido: políticos débiles, corruptos, ineptos y egoístas a quienes les importa un comino la gente para la que fueron elegidos para representar”, dijeron.

¿Por qué el viaje de Ted fue severamente criticado?

La razón por la que la ausencia del senador del estado de Texas fue severamente criticada es porque la región se enfrenta a una severa tormenta de nieve que ha dejado hasta el momento 21 muertos.

Además, más de cuatro millones de personas no tienen electricidad y agua, todo esto ocasionado por las temperaturas heladas que obstaculizaron los esfuerzos para restaurar la energía total y los servicios públicos del estado.

Es por ello, que los funcionarios de Texas ordenaron a 7 millones de personas, hervir el agua del grifo antes de beberla, ya que las bajas temperaturas dañaron la infraestructura y congelaron las tuberías.

Con información de Reuters

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *