13 años después… ONU reconoce violaciones a DH en caso Lydia Cacho

Lydia Cacho y la organización Artículo 19 dieron a conocer este jueves que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) resolvió que el estado mexicano violó los Derechos Humanos de la periodista en el caso que inició el empresario Kamel Nacif en su contra, y ordenó resarcir el daño a la periodista en un plazo de 180 días.

‘El mundo reconoce que las agresiones cometidas en contra de la periodista Lydia Cacho fueron ciertas y que requiere una reparación integral y una justicia efectiva’, dijo en conferencia de prensa Ana Cristina Ruelas, directora regional de Artículo 19.

Acusada de difamar y calumniar a Nacif, Cacho Ribeiro fue detenida el 16 de diciembre de 2005 en Cancún, Quintana Roo, y traslada a Puebla en diciembre de 2005.

¿De qué va la resolución del Comité de Derechos Humanos de la ONU?

En 2005, Lydia Cacho publicó el libro Los demonios del edén, en el que relacionó a Nacif —apodado ‘El rey de la mezclilla’— con el pederasta quintanarroense, Jean Succar Kuri. Desde entonces, el empresario acusó a la periodista de difamación y calumnia; el 16 de diciembre de 2005, Cacho fue detenida en Cancún por la policía de Puebla y trasladada a esta última entidad, donde fue liberada tras pagar una fianza.

El 13 de marzo de 2006, la periodista denunció ante la PGR a Nacif Borge y al entonces gobernador de Puebla, Mario Marín, entre otros funcionarios, por colusión, tráfico de influencias, tentativa de violación, falsedad de declaraciones y abuso de autoridad. Esto, luego de filtrarse el audio de una conversación telefónica entre Nacif y Marín que evidenciaba un acuerdo para detener a Cacho.

En octubre de 2014, Lydia Cacho y Artículo 19 denunciaron al estado mexicano por violaciones a los Derechos Humanos. Acusaron que la periodista sufrió estas violaciones en diciembre de 2005, cuando fue detenida en Quintana Roo, trasladada a Puebla y liberada tras pagar una fianza de 104,000 pesos.

Este fue el primer caso de este tipo que recibió el Comité de Derechos Humanos de la ONU; es decir, el primer caso mexicano sobre la libertad de expresión, denuncias de tortura y acoso y en el que el Comité de Derechos Humanos de la ONU obliga al Estado a reparar el daño a Lydia, a hacer una investigación efectiva del caso y a derogar el delito de difamación en el país.

¿Qué reconoce la ONU en su resolución?

Discriminación de género

Tortura

Detención arbitraria

Uso de las fuerzas del estado para perseguir a los periodistas y defensores de los derechos humanos

Persecución hacia la periodista por la publicación de su libro Los demonios del Edén

Recapitulando los hechos…

En 2018 se cumplirán 14 años de la detención de Lydia Cacho, por exhibir y denunciar, a través de Los demonios del Edén, una red de pornografía infantil en la que estaban implicados empresarios y autoridades de Puebla y Quintana Roo.

En su investigación, Cacho reveló los nombres de las piezas clave de una red de pornografía y prostitución infantil, incluidos los de los empresarios Jean Succar Kuri y Kamel Nacif, relacionados directamente con Mario Marín, exgobernador de Puebla.

Luego de la publicación del libro, Lydia Cacho fue acusada de difamación y calumnias por Kamel Nacif Borge y autoridades de Puebla. El empresario y la administración de Mario Marín detuvieron, hostigaron y amenazaron a la periodista.

Lo anterior se hizo de dominio público luego de que el diario La Jornada diera a conocer una llamada telefónica en la que Nacif agradecía al gobernador Marín haber presionado para que se dictara un auto de formal prisión en contra de la periodista. La llamada se hizo famosa porque el empresario llamaba al político ‘mi gober precioso’. (Con información de ADN POLÍTICO.com).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *