ANGELES DE LA GUARDA: VIFAC continua ayudando a mujeres en situación vulnerable

A pesar de la pandemia por el Covid-19, en Vida y Familia AC, siguen trabajando y operando en 19 Casas Hogar y 14 Centros de Apoyo y Enlace en la República Mexicana.

Redacción/PDC

CANCÚN.- El 2020 ha sido un año sin precedentes y especialmente complicado para el mundo entero y VIFAC no ha sido la excepción.

A pesar de la pandemia que se vive, hemos seguido trabajando y operando en nuestras 19 Casas Hogar y 14 Centros de Apoyo y Enlace en la República Mexicana.

Ante este confinamiento se prevén 21 mil embarazos no planeados en México, adicionales a los más de 301 mil que se documentan anualmente, en promedio.

Somos una asociación civil que apoya a la mujer embarazada en situación vulnerable.

Más allá de otorgarles alojamiento, alimentación de alto contenido nutricional, atención médica y psicológica, brindamos una red de apoyo para la mujer y las preparamos para su “regreso al mundo” capacitándolas con clases de regularización escolar y talleres que les sirvan para obtener un empleo o emprender un negocio, fomentando que tengan un proyecto de vida.

En medio del desamparo económico, familiar, afectivo o social que usualmente viven las mujeres embarazadas que asistimos, en VIFAC les ofrecemos cobijo, amor, comprensión y respeto; rescatamos a aquellas mujeres que padecen violencia física, psicológica, sexual y/o abandono por parte de su pareja, devolviéndoles la seguridad en sí mismas para salir adelante.

Entre los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), México ocupa el primer lugar en embarazo adolescente con una tasa de fecundidad de 77 nacimientos por cada mil adolescentes de 15 a 19 años de edad.

Asimismo, en México, 23% de las y los adolescentes inician su vida sexual entre los 12 y 19 años. Aproximadamente ocurren al año 340 mil nacimientos en mujeres menores de 19 años.

Hoy en día hay más de 33 mil niños institucionalizados en México y el aborto representa la cuarta causa de muerte en nuestro país.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *